fbpx

¿Has sido ese colaborador que ruega porque pronto llegue el viernes y sufres una crisis existencial cada vez que empiezas un lunes? Todos en algún momento nos hemos sentido desmotivados o hemos sido infelices en un trabajo. Lo cierto es que la felicidad en las compañías es un elemento volátil y difícil de garantizar. Y en el ámbito laboral debería estar ligado a la cultura organizacional de una empresa. O sea, debería estar siendo fomentada por los directivos de la compañía y el área de recursos humanos.

Te puede interesar: ¡Evita la ruptura de tu equipo! Te enseñamos a comunicarte de manera asertiva

Si estás leyendo este artículo probablemente estés en alguno de esos dos grupos y no sepas cómo ligar la felicidad con la cultura organizacional de tu empresa.

La felicidad sí influye en la productividad

Comencemos dando algo de contexto. De acuerdo con una investigación de “The Ladders”, fingir la felicidad en el trabajo es común, y el 81% de los empleados descontentos lo hace. Además, los empleados que fingen ser felices admiten ser improductivos durante más del 15 por ciento de una jornada laboral de 8 horas.

Aunque, al ser un tema tan personal y complejo, podríamos decir “cada quien que se asegure su felicidad como pueda”, lo cierto es que la felicidad de los colaboradores tiene una incidencia muy clara en su desempeño y en cómo cumple sus objetivos y, a pesar de que suena obvio, es importante que las compañías busquen el bienestar de sus colaboradores.

Según un artículo de Good&Co, la felicidad de los colaboradores puede traerte los siguientes resultados:

  • Aumento del 18% en la productividad
  • Márgenes brutos 28% más altos
  • 3 veces más creatividad
  • 37% más ventas

Muy lindas las cifras, pero y ¿cómo lo hacemos? Primero, es necesario definir un término clave: la cultura organizacional de una empresa son las normas y los valores que tiene una compañía.

La idea es que esta cultura organizacional sea coherente con lo que transmite de manera externa pero también de la manera en la que se comporta la empresa de manera interna para que fomente que los colaboradores se identifiquen con algo.

Modelo PERMA

Ahora sí, a lo que vinimos: para obtener bienestar y felicidad dentro de la cultura organizacional de una empresa debemos comenzar por definir una metodología que defina los aspectos en los que quieres trabajar. El modelo PERMA puede ser un buen comienzo (Esta información sale de nuestro bit, “crea una cultura de la felicidad en tu empresa” dictado por )

  • P: “Positive Emotions” (Emociones positivas)
  • E: “Engagement” (Compromiso)
  • R: “Relationships” (Relaciones positivas) también implica la mejora de nuestras habilidades personales.
  • M: “Meaning and purpose”. (Propósito y significado)
  • A: “Accomplishment”. (Éxito y sentido del logro)

También de nuestro bit, te presentamos esta ruta con la que podrás saber cuáles son los caminos para tomar cuando un colaborador no está contento.

Consejos finales

  • Deja claros los valores de tu compañía y ayuda a que tus líderes los fomenten.
  • Desarrolla un plan de bienestar de acuerdo con las necesidades de tu empresa. (Si no sabes cómo hacer uno, acá te enseñamos)
  • Fomenta la comunicación, retroalimentación y la transparencia en tu compañía. 
  • La inteligencia emocional es clave para tener organizaciones enfocadas en el bienestar y la felicidad. Te recomendamos capacitar constantemente a los equipos de trabajo en el manejo de las emociones. En UBITS tenemos cursos sobre esto, de hecho, sus vistas han tenido un aumento del 100% en el último año. Si quieres conocer cómo acceder a nuestros contenidos, ingresa aquí.